logo
Journalism and Communications are my passion. A multitasker with meaningful experience in news management and content strategy, my goal is to work in a multicultural and innovative environment. Now in Brussels.

El poder de la palabra

Con la intención de hablar de la capacidad transformadora o destructora de las palabras -de su poder para hacer de la verdad mentira y viceversa- vino, invitado por el poder personificado, el Presidente, Alex Grijelmo, presidente también él, pero de la Agencia EFE.

En un encuentro corto, informal, con colegas periodistas, Grijelmo subrayó la gran responsabilidad de los medios de comunicación para con sus lectores, oyentes, televidentes… en este momento de convulsiones económicas, sociales y mediáticas, lo menos que podemos es serle fieles a la palabra. Tan importante es para los humanos el verbo que, al plantear la idea de un Dios hecho hombre, se habla de la palabra, convertida en ser humano.

La palabra puede convertir la recesión en “crecimiento negativo” y entonces manipula, retuerce, desconsidera la inteligencia de quien la recibe.

Porque, dice Grijelmo, es por medio de ella, de la palabra, que lo que somos por dentro se deja ver hacia afuera. Sin palabras no pensamos, entonces, razona el periodista, es con ellas que se cambian las ideas.

Y aunque se contradiga cuando espera que, en el caso de la perspectiva de género en el idioma, la realidad sea la que impulse los cambios semánticos y no al revés, Grijelmo nos deja pensando en que sin ética no hay periodismo. Y que, en medio de tantas crisis, los medios que apuesten a la independencia, a la calidad y a la credibilidad son los que sobrevivirán. Yo le creo.

Habla Grijelmo por mucha gente en los medios de comunicación dominicanos (aunque se autodeclare ignorante de su realidad) cuando dice que, sin propietarios independientes, despreocupados por las presiones del poder político y convencidos de la importancia de pagar bien a sus periodistas es poco lo que se puede lograr.

Tal vez son esos nuevos medios que han puesto a temblar al statu quo de la prensa los que servirán para abrir esas puertas.

Primero tendrán que ganar la credibilidad que mucha gente aún otorga a los medios tradicionales.

El tiempo dirá hacia dónde se moverán las palabras y su poder. Mientras, tenemos mucho que hacer.

María Isabel Soldevila

Journalist, Communication Specialist, woman, mother, partner, I am building myself every single day.

No Comments

Post a Comment

16 + eighteen =